title icon

¿Qué es la gestión de riesgos?

¿Qué es la gestión de riesgos?

La incertidumbre representa riesgos y oportunidades con el potencial de destruir o crear valor. La gestión de riesgos en una empresa permite a los administradores hacer frente a todo ello, con el fin de mejorar la capacidad de generar valor. 

Con el fin de superar con éxito escenarios inesperados es importante establecer estrategias y objetivos para lograr el equilibrio ideal entre los objetivos de crecimiento, la rentabilidad de la inversión, y los riesgos asociados con ellos, así como explorar los recursos con eficiencia en la consecución de objetivos de la organización.

La gestión de riesgos abarca la identificación, el análisis y la respuesta a los factores de riesgo que forman parte del desarrollo y crecimiento de una empresa. Una gestión eficaz de los riesgos significa intentar controlar, en la medida de lo posible, los resultados futuros actuando de forma proactiva en lugar de reactiva.

Por lo tanto, una gestión de riesgos eficaz ofrece la posibilidad de reducir tanto que se produzca un riesgo como su impacto potencial.

¿Cuáles son las estructuras en una gestión de riesgos?

Las estructuras de gestión de riesgos están diseñadas para hacer algo más que señalar los riesgos existentes. Una buena estructura de gestión de riesgos también debe calcular las incertidumbres y predecir su influencia en una empresa.

En consecuencia, el resultado es una elección entre aceptar los riesgos o rechazarlos. La aceptación o el rechazo depende de los niveles de tolerancia que la empresa haya definido para sí misma.

Si una empresa establece la gestión de riesgos como un proceso disciplinado y continuó con el fin de identificar y resolver una contingencia, entonces las estructuras de la gestión de estos pueden utilizarse para apoyar otros sistemas de mitigación de riesgos.

Entre ellos se encuentran la planificación, la organización, el control de costos y la elaboración de presupuestos. En tal caso, la empresa no suele experimentar muchas sorpresas, porque la atención se centra en la gestión proactiva de los riesgos.

Te puede interesar: Tendencias en la industria de la contabilidad que debes conocer

¿Cómo responder a los riesgos?

La respuesta a los riesgos suele adoptar una de las siguientes formas:

Evitarlos: La empresa se esfuerza por eliminar un riesgo concreto deshaciéndose de su causa.

Mitigación: Disminución del valor financiero previsto, asociado a un riesgo al reducir la posibilidad de que se produzca.

Aceptación: En algunos casos, una empresa puede verse obligada a aceptar un riesgo. Esta opción es posible si una empresa desarrolla contingencias para mitigar el impacto del riesgo, en caso de que se produzca.

Al crear contingencias, la empresa debe adoptar un enfoque de resolución de problemas. El resultado es un plan bien detallado que puede ejecutarse en cuanto surja la necesidad. Un plan de este tipo permitirá a una organización empresarial hacer frente a las barreras o al bloqueo de su éxito, ya que puede hacer frente a los riesgos tan pronto como surjan.

Importancia de la gestión de riesgos

La gestión de riesgos es un proceso importante porque dota a una empresa de las herramientas necesarias para que pueda identificar y tratar adecuadamente los riesgos potenciales. Una vez identificado el riesgo, es fácil mitigarlo. Además, la gestión de riesgos proporciona a la empresa una base sobre la que puede tomar decisiones acertadas.

Para una empresa, la evaluación y la gestión de los riesgos es la mejor manera de prepararse para las eventualidades que puedan interponerse en el camino del progreso y el crecimiento. Cuando una empresa evalúa su plan para hacer frente a las posibles amenazas y luego desarrolla estructuras para abordarlas, mejora sus probabilidades de convertirse en una entidad de éxito.

Además, la gestión progresiva del riesgo garantiza que los riesgos de alta prioridad se traten con la mayor agresividad posible. Además, la dirección dispondrá de la información necesaria que podrá utilizar para tomar decisiones con conocimiento de causa y garantizar que la empresa siga siendo rentable.

Proceso de análisis de riesgos

El análisis de riesgos es un enfoque cualitativo de resolución de problemas que utiliza diversas herramientas de evaluación para elaborar y clasificar los riesgos con el fin de evaluarlos y resolverlos. Este es el proceso de análisis de riesgos:

1. Identifica los riesgos existentes

personas riesgos gestión

La identificación de riesgos implica principalmente una lluvia de ideas. Una empresa reúne a sus empleados para que puedan revisar todas las fuentes de riesgo. El siguiente paso es ordenar todos los riesgos identificados por orden de prioridad. 

Dado que no es posible mitigar todos los riesgos existentes, la priorización garantiza que aquellos que pueden afectar significativamente a una empresa se traten con mayor urgencia.

2. Evalúa los riesgos

En muchos casos, la resolución de problemas implica identificarlo y luego encontrar una solución adecuada. Sin embargo, antes de averiguar cuál es la mejor manera de gestionar los riesgos, una empresa debe localizar la causa de los mismos haciéndose la siguiente pregunta: “¿Qué ha provocado ese riesgo y cómo puede influir en la empresa?”

 Te puede interesar: Qué es la facturación electrónica y 5 razones para usarla

3. Desarrollar una respuesta adecuada

Una vez que la empresa se ha puesto a evaluar las posibles soluciones para mitigar los riesgos identificados y evitar que se repitan, debe plantearse las siguientes preguntas ¿Qué medidas pueden adoptarse para evitar que el riesgo identificado se repita? Además, ¿qué es lo mejor que se puede hacer si se repite?

4. Desarrollar mecanismos de prevención de los riesgos identificados

En este punto, las ideas que se consideraron útiles para mitigar los riesgos se desarrollan en una serie de tareas y luego en planes de contingencia que pueden desplegarse en el futuro. Si los riesgos se producen, los planes pueden ponerse en marcha.

Las empresas se enfrentan a muchos riesgos que pueden afectar su supervivencia y crecimiento. Por ello, es importante entender los principios básicos de la gestión de riesgos y cómo pueden utilizarse para ayudar a mitigar los efectos de los riesgos en las entidades empresariales. Si deseas ahorrar tiempo, dinero y contar con un equipo de profesionales expertos en administración y finanzas, ponte en contacto con nosotros. En Ducis nos podemos encargar de planificar, ejecutar y controlar la gestión contable, financiera y administrativa de tu empresa.

Agregue un comentario